Las marchas que no debieron suceder

Las marchas que no debieron suceder

Marcha Estudiantes de Cine Valente Beltran 01.jpg

Fotos por Valente Beltran. 

A casi tres años que las estadísticas de desapariciones han aumentado notablemente en toda la República Mexicana, no solo de estudiantes sino también de millones de personas en México, parece ser que las autoridades aún no se percatan de que existe incertidumbre de todas aquellas personas que alzan la voz para exigir una sola cosa: justicia.

El 19 de marzo de 2018, tres estudiantes de la Universidad de Medios Audiovisuales (CAAV) de Guadalajara, fueron reportados como desaparecidos: Javier Salomón Aceves Gastélum, de 25 años; Jesús Daniel Díaz, de 20 años; y Marco Ávalos, de 20 años. Ellos simplemente filmaban un trabajo escolar en una cabaña en Tonalá (localidad colindante de Guadalajara). Posteriormente subieron al coche para terminar su proyecto. Tuvieron unas fallas mecánicas y se detuvieron a repararlas cuando, después de esto, comenzó una historia llena de indignación para sus familiares y amigos cercanos de la universidad.

Un grupo disfrazado de Agentes de la Fiscalía de Jalisco los interceptó. Ellos no sabían a qué se debía. Los rodearon y obligaron a subir a sus camionetas. Eran personas del Cártel de Jalisco Nueva Generación, quienes los sometieron, interrogaron, torturaron y descuartizaron, para posteriormente disolverlos en ácido. Así de simple. Porque aquellos estudiantes fueron confundidos. Porque la delincuencia actuó a su modo. Solo por encontrarse realizando su proyecto escolar en un lugar y hora inadecuada para la delincuencia.  

La Fiscalía de Jalisco, a través de la jefa de la investigación, Lizette Torres, confirmó el pasado 23 de abril de 2018 en rueda de prensa, que se encontraron rastros de la sangre de Jesús Daniel. Hallaron también los contenedores con los cuerpos de los estudiantes.

Luego de lo acontecido, el 24 de abril de 2018, estudiantes de las escuelas de cine en México (Universidad de Medios Audiovisuales, Centro de Capacitación Cinematográfica, Universidad ITESO, Universidad Iberoamericana) convocaron a una marcha para exigir seguridad, justicia y una explicación. No más violencia. Fue un acontecimiento en diferentes partes de la República Mexicana. Inicio en Guadalajara, que marchó de Avenida Vallarta a la Glorieta de los Niños Héroes (recién nombrada por los estudiantes como Glorieta de los Desaparecidos) a las 17:00 horas (tiempo del centro de México). En La CDMX, a las 16:00 horas (tiempo del centro de México) comenzó el mitin en el Ángel de la Independencia, para partir de ese punto y dirigirse a la Secretaría de Seguridad Pública.

Marcha Estudiantes de Cine Valente Beltran 02.jpg

Poco más de 400 estudiantes y ciudadanos se hicieron presentes en las calles de Reforma, con pancartas en mano, marchando para alzar la voz ante un hecho desgarrador, los gritos se manifestaron, “¡Cine sí, muerte no!”, “¡No son tres, somos todos!”, aquellas palabras que unían una sola causa: justicia.

Caminaron, pues todos se sentían impotentes por los recientes hechos. Algunos padres y madres acompañaban a los jóvenes, pedían que se acabara la pesadilla. Comenzaron a levantar el puño para pedir silencio a los asistentes. Se dio un mensaje. Fue claro, denota el miedo por lo sucedido: “Sigamos luchando por lo que nos pertenece, la seguridad y la justicia a todos los estudiantes de este país. No son tres somos todos”.

Marcha Estudiantes de Cine Valente Beltran 03.jpg

El país entero se encuentra de luto. El cine no puede grabar la parte más atroz de la historia, pues los tres estudiantes implicados no tenían en mente pasar por estas circunstancias. El apoyo de estudiantes y ciudadanos fue solidario, ya que en los 6 años de gobierno del Presidente de los Estados Unidos Mexicanos Enrique Peña Nieto. Según cifras oficiales se contabilizan en México 33,513 personas desaparecidas, y 104,000 homicidios hasta 2017, actos que generan que el pueblo alce la voz ante las circunstancias.

Ibero 90.9 pudo platicar con algunas personas sobre su pensar ante este tipo de actos en México (los testimonios a continuación citados fueron constatados con la persona entrevistada para ser publicados por el equipo de redacción de Ibero 90.9 y de la Universidad Iberoamericana Ciudad de México, cualquier cosa aquí dicha es responsabilidad del entrevistado en cuestión).  

Melissa Grajales (Universidad de la Comunicación): “Creo que como creadores, tenemos que estar super enterados del acontecer, para poder aportar a la ciudad, informar a los demás no solo de nuestra carreras sino de muchas otras que es lo más relevante del día a día y cómo combatirlo, esto es muy doloroso para todo el país, no queda más que decir fuerza”. 

Alejandra Olvera (Universidad de la Comunicación): “Es indignación y rabia porque finalmente la situación de los jóvenes actualmente es de inseguridad e incertidumbre en muchos campos, pero principalmente en violencia, no por nada tenemos muchos feminicidios, desaparición y ejecuciones, buscamos justicia para las familias y los estudiantes de todo el país, si salimos es para pedir paz, no más guerra”.

Lukas (Universidad Autónoma Metropolitana): “Después de vivir esto hay un gran temor porque ya no te sientes seguro de cumplir tus metas y propósitos por miedo a quedar enredado en la guerra que se está soltando en el país. Paren la guerra somos seres humanos no cosas, justicia por favor, justicia”.

Grisel Telléz (No quiso dar detalles de su Universidad por seguridad): “Estoy super indignada de que nos están matando, ya basta, este sexenio superó al de Calderón, esta vez mataron a civiles. Como estudiante de comunicación no me siento segura, candidatos, exigimos un cambio, de verdad un cambio”.

Ángeles Castro Gurría (Maestra del CCC): “Me parece lamentable, atacan de tajo el futuro de este país confundiendo a los jóvenes, creo que nos estamos quedando en un país sin futuro, nadie de las autoridades hace con eficacia su trabajo, debemos luchar y hacernos notar, justicia y paz”.

Humberto Parra Ramos (Ciudadano en apoyo a los estudiantes): “Debemos fundar una nueva República, no restaurar una vieja; con nuevos valores, con un sistema judicial más preparado, que no incluya el perdón a los criminales, es una tarea fundamental de los jóvenes. Este sistema está podrido, no podemos dejar que siga así. Fuerza”.

Marcha Estudiantes de Cine Valente Beltran 04.jpg

Esta es la historia que compete a todos. La historia que aún no se puede creer. La historia que hace reflexionar sobre lo que es correcto y lo que no lo es. Una historia que desgarra y enfada a millones de personas con tan solo leerla; que cambió el lado más hermoso de hacer cine; la temen los estudiantes de todos los niveles educativos.

Así, de esta manera, estimado lector, la voz de todo México se hace notar. Las injusticias ya no se quieren dejar pasar por alto en un país que está lleno de dudas y miedos. Lo único que busca son palabras que se griten los más fuerte posible. Palabras que solo claman una cosa: paz.

#NoSonTresSomosTodxs


Encuentra a Saúl Torres en Twitter como @hudson9_saul.

Juventud, energía y talento en el concierto de Declan Mckenna en El Plaza

Juventud, energía y talento en el concierto de Declan Mckenna en El Plaza

Los mandatos de género como mecanismos de control

Los mandatos de género como mecanismos de control